Científicos españoles consideran un ?revulsivo? a sus investigaciones el anuncio de que Japón construirá un acelerador de partículas

Hoy finaliza en el ITA la reunión de puesta en común de los trabajos realizados por grupos españoles que participan en los futuros aceleradores líneas.

El primer ministro de Japón, Yoshihiko Noda, anunció el pasado jueves, 15 de diciembre, la intención de su país de construir un acelerador de electrones y protones, una apuesta que servirá para el estudio del origen del universo y cuyos resultados tecnológicos contribuirán en aplicaciones futuras en medicina y material de desarrollo para la industria. Esta declaración ha supuesto ?un revulsivo? a este proyecto. ?Es muy buena noticia y es indicativo de cómo Japón, que acaba de salir de un desastre, busca la forma de recuperarse en la tecnología. Es todo un ejemplo?, señaló Juan Fuster, del IFIC (Instituto de Física Corpuscular) de Valencia, que se encarga de la coordinación de los grupos europeos de investigadores en los futuros aceleradores lineales, que asiste a las jornadas sobre la participación española en los citados aceleradores, que se celebra estos días en el Instituto Tecnológico de Aragón (ITA), en Zaragoza.

El presupuesto del proyecto del nuevo acelerador japonés asciende a 10 billones de dólares y se espera que esté listo para su uso en el año 2020.

En opinión de Fuster, ?España tiene un excelente nivel científico, como se está demostrando en los foros internacionales en los que estamos trabajando en el desarrollo de los futuros aceleradores lineales?. Recordó que ?la situación de crisis económica no debería ser obstáculo para que la apuesta por la I+D se vea reforzada, porque va a servir para el desarrollo y crecimiento de la sociedad. Todas las empresas tecnológicas importantes están interesadas en los resultados de nuestras investigaciones?.

En la sede del ITA, más de treinta científicos exponen y debaten sus estudios. En la actualidad siete centros de investigación y universidades españoles participan en los dos proyectos existentes: el Colisionador Lineal Internacional (ILC, por sus siglas en inglés) y Colisionador Lineal Compacto (CLIC).El ILC cuenta con la participación de los principales centros de investigación en este ámbito: además del CERN, otros laboratorios involucrados son DESY (Alemania), FERMILAB y SLAC (EEUU), y KEK (Japón). Por parte española participan el Instituto de Física Corpuscular (IFIC, CSIC-Universidad de Valencia), el Instituto de Física de Cantabria (IFCA, CSIC-Universidad de Cantabria); el Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT); el Centro Nacional de Microelectrónica (CNM-IMB-CSIC); el Instituto Tecnológico de Aragón (ITA) y las Universidades de Barcelona, Granada y Santiago de Compostela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *