28 Abr 2020

Empleados de ITAINNOVA, voluntarios “makers” que ayudan a preparar material para personal sanitario

         | Covid19

ITAINNOVA está participando en diversos proyectos para paliar esta situación de crisis sanitaria de la pandemia covid19, pero en esta ocasión, queremos destacar la labor de nuestros compañeros Carlos Peribáñez y Soledad Zeballos, dos ingenieros veteranos ya en el Instituto Tecnológico de Aragón, que, en su particular contribución,  se han encargado de preparar material destinado a personal sanitario y, en general, a quienes necesiten utilizar las pantallas protectoras.  Así, nos cuentan que: “Hemos trabajado en nuestros ratos libres  durante el confinamiento en la fabricación de unas 300 pantallas completas y unos 350 salvaorejas. La fabricación sigue adelante, pero para dar una idea de lo que está suponiendo este movimiento de voluntariado maker, desde que se inició el estado de alarma por la pandemia de COVID19 hasta el día 15 de abril (aproximadamente un mes), sólo en Aragón se han fabricado más de 27.000 pantallas y 2.600 salvaorejas, teniendo en cuenta que estos últimos se habían empezado a fabricar la última semana de ese periodo”.

Carlos Peribáñez, del equipo de Diseño Mecatrónico de ITAINNOVA, responde a las preguntas sobre cómo se les ocurrió implicarse en esta acción: “Nos enteramos, por redes sociales, que había surgido un grupo de makers a nivel nacional que, especialmente en Madrid, se estaban organizando para fabricar material auxiliar de protección para sanitarios ante la carencia de suministro de EPI’s por los canales oficiales durante las primeras semanas de la pandemia. Indagando un poco más por internet sobre el asunto dimos con el grupo CoronavirusMakersAragon, que se estaban organizando a través de grupos de Telegram para realizar esta labor de colaboración en la Comunidad. Este grupo se mantiene para hablar sobre temas generales, pero como lo forman más de 765 miembros, se han generado grupos más pequeños y más dedicados a temas específicos, que son más fáciles de manejar”.

Tanto Carlos Peribáñez, como Soledad Zeballos, del equipo de Integridad Estructural y Fatiga de ITAINNOVA, muestran su interés por colaborar en estas tareas y en otras. En su relato sobre cómo están llevando estos días de confinamiento, dentro del grupo de makers, cuentan que “hay un grupo de ayuda en el que puedes exponer los problemas que puedas estar teniendo con la impresora y entre todos se van aportando soluciones. También existe otro grupo de I+D que se dedica a debatir y realizar de nuevos modelos para dar una aprobación a ciertos modelos 3D y dar las recomendaciones para la configuración adecuada de la impresión. Así todos los makers fabricamos los mismos modelos y es más fácil la compatibilidad y la distribución. Aunque el objetivo inicial era únicamente la fabricación de pantallas de protección, este grupo analiza y debate también las ideas que surgen sobre la fabricación de otros tipos de piezas o para otras aplicaciones. Con el tiempo, a través de comentarios de algunos sanitarios se detectó también que las mascarillas pueden hacer daño detrás de las orejas tras varias horas de uso. En el grupo de I+D, que tomando como base diversas ideas que ya circulaban por internet, se fueron proponiendo mejoras a un modelo de sujetamascarillas (“salvaorejas” es como le denominamos entre nosotros). En este proceso de mejora del diseño se perseguía sobretodo asegurar cierta resistencia y flexibilidad pero también maximizar la productividad, es decir, optimizar el consumo de filamento y el tiempo de construcción. Finalmente, se llegó a un modelo que fue enviado a varios centros sanitarios para tener un “feedback” de uso. Con algunos ajustes posteriores ya se validó para la fabricación de los salvaorejas por parte de todos los makers”.

Detalle de la pieza que denominan sujetamascarillas.

Voluntarios en todos los barrios de Zaragoza

Respecto a cómo funcionan para coordinarse en la ciudad y responde que “tanto las pantallas como los salvaorejas utilizan la misma cadena logística para su distribución y vamos alternando la fabricación de unos y otros. Entre los grupos derivados de CoronavirusMakersAragon que hemos mencionado antes, en el caso de Zaragoza, se ha dividido la ciudad en Distritos y en cada distrito hay una persona, denominada Nexo, que gestiona un grupo de Telegram a través del cual opera toda la logística. Te va preguntando lo que tienes y lo que necesitas y 2 días por semana un taxista (también voluntario) realiza una ruta de recogida y entrega de materiales. Realiza una o dos paradas en cada barrio, por lo que en nuestro caso solo tenemos que caminar un par de calles para entregar y recibir material. El material que se utiliza es fundamentalmente filamento PLA. También acetatos, bridas y otros materiales auxiliares. Todo esto era inicialmente era fácil de conseguir, aunque ahora ya comercialmente escasea y el grupo gestiona los materiales donados por instituciones, empresas y particulares para que las impresoras no dejen de producir”.

Carlos Peribáñez, por último,  nos pasa esta infografía que han preparado y circulado en el grupo de makers y que recoge de forma resumida los principales números y fechas de la iniciativa.



AUTOR

Lourdes Buisán Gabás,
Comunicación